El día viernes 26 de julio el equipo de PMAC tuvo el gusto de homenajear a los abuelitos en su día. Contamos con la presencia de muchos abuelitos que disfrutaron del coro Montessori el cual nos deleitó con canciones de los Beatles, los cuales gozaron  cantando y aplaudiendo con los “Abuelos actuales”.

En la conferencia la Dra. Rita nos explicó las características de las diferentes generaciones. Para que los abuelitos puedan identificar a sus nietos en las diferentes edades. Así mismo hizo énfasis en que cada persona es individual y esto solo indica rasgos generales.

Siendo estas las siguientes:

– [ ] Generación x- Esta generación tiene el deseo de ser alguien en la vida. Son responsables, se muestran comprometidos y preocupados por el mundo. Los miembros de la generación X son los grandes impulsores de la tecnología aunque les resulta ajeno todavía.

– [ ] Milenial- son confiados y seguros.  Aquí es cuando se observa el estrés diagnosticado. Son jóvenes que no quieren crecer, no se comprometen.

– [ ] Generación z tecnología total, vienen con el dedito listo para usar, También se les conoce como los nativos digitales. Son emprendedores por naturaleza. Tienen una gran iniciativa para los negocios. Cuidan el ambiente. Les preocupa la estabilidad económica.

– [ ] Generación Alpha: Los enormes cambios tecnológicos, entre otros factores, hacen que sea unas de las generaciones más preparadas y transformadas de la historia.

Entendiendo las diferencias en cada generación trataremos de entrar a platicar la importancia que tenemos como abuelos en la familia.

Familia es donde nacemos y podemos ser quien somos, adquirimos valores, autonomía, independencia, seguridad y aprendemos cómo relacionarnos con los demás aun cuando nuestro mundo sea hostil, ya que nuestras fortalezas aprendidas nos ayudarán a relacionarnos con cualquier persona ante cualquier situación.

Los alumnos de Montessori escribieron esto sobre sus abuelos: son guías, referencia, líderes a seguir, son nuestra protección, amable, cariñosos, cocinan rico, hacen galletas y fideos ricos, nuestro apoyo emocional, no puedo vivir sin ellos, me llevan a la Iglesia, son como mis papás pero no se enfadan, nos reímos juntos, son mi fuerza, nos dicen la verdad, me enseñan que puedo lograr todo lo que me propongo y me ayudan a lograrlo, no importa lo que hago siempre están orgullosos de mí, me escucha y no usa el celular cuando les hablo, me gusta visitarlos y en esa casa se respira paz y tranquilidad.

Nosotros como abuelos debemos aconsejar a los nietos y podemos colaborar con su educación, pero esa no es nuestra obligación; al contrario nosotros debemos lograr un equilibrio en la familia. Debemos seguir las reglas puestas por los padres aplicándolas con y por amor a nuestros hijos y nietos.

Nuestra misión es enseñarles valores para forjar su autoestima, ayudarlos a ver lo que si pueden hacer y guiarlos para lograrlo. Podemos enseñarles que podemos estar felices pero también podemos estar tristes o enojados, que los sentimientos y emociones valen y no debemos evitarlas.

Abramos la puerta de la comunicación para entender a cada uno de la familia con su entorno, sus problemas, sus actividades, sus emociones y sus dificultades. Apoyemos a cada uno y escuchémoslos sin juzgar así lograremos un equilibrio y unión en la familia.

Otra idea para poder lograr tener unión es enseñándoles las tradiciones y costumbres que nos enseñaron a nosotros nuestros antepasados: que si todos los 24 se come tamal o los 25 hay un almuerzo especial o el 1 de noviembre hay fiambre rojo, rosado o blanco…

Todo esto hará que se sientan identificados con su familia y que se sientan parte de un grupo que los ama y que aunque comete errores lo aceptan como es, esto crea su identidad y forja su autoestima.

Enseñémosles a que los valores no están de moda pero si son herramientas útiles para la vida ya que nos ayuda a evitar la frustración y nos enseña que aunque nos equivoquemos no importa porque en nuestra familia nos van a ayudar a levantarnos y seguir adelante.

Al darles tiempo logramos conocerlos y conectarnos con ellos, así que intentemos pasar tiempo con ellos enseñándoles lo que nosotros hemos aprendido en la vida y no solo la pasaremos felices dando amor, escucha, transmitiendo orgullo por lo nuestro, sino que estaremos colaborando para su educación, estaremos enseñándoles habilidades que los ayudarán en cada momento de la vida. Colaboremos para que sean auténticos, felices y autónomos.

Aprovechemos nuestras vitaminas para el alma – “LOS NIETOS”

galería de fotos
ver más fotos de la galería en facebook