¿Cómo ayuda la música a la mente y al cuerpo?

«Sin música, la vida sería un error», esta célebre frase dicha por el filósofo, poeta y músico Friedrich Nietzsche nos muestra que la música siempre ha sido parte de las diferentes culturas de los seres humanos. Es una forma de transmitir sentimientos y emociones, es como magia que no solo escuchamos, sino que usamos todos nuestros sentidos para disfrutarla. Es de las cosas más asombrosas de las que podemos disfrutar en la vida, ya que ella nos puede llevar a profundizar nuestras emociones o transportarnos a una realidad diferente.

La variedad de música que existe es impresionante, ¡son tantos los ritmos que se pueden hacer y escuchar! Hay muchas formas expresarla porque hay canciones que nos hacen querer bailar, saltar, gritar, al igual que hay otras que nos hacen querer llorar o nos provoca nostalgia. La música que escuchemos depende de nuestro estado de ánimo, o algunas veces nuestro estado de ánimo varía con la música que oímos. El poder que tiene una melodía de influir en nuestras emociones y de vez en cuando en lo que pensamos ha sido importante para los humanos desde siempre. En la prehistoria se hacían ritmos, en la naturaleza hay ritmos. ¿Esto que nos dice? Nos dice que la música, los ritmos o melodías son como un lenguaje universal.

La música es didáctica porque nos facilita el aprendizaje. Por ejemplo, si queremos aprender algo de memoria está comprobado que es mas fácil hacerlo con una canción. Cuando aprendemos a tocar un instrumento no solamente desarrollamos capacidades musicales, sino también capacidades de organización y estructura que son útiles para materias como matemática, el aprendizaje de idiomas, las ciencias y la comunicación. También está comprobado que la música trabaja a un nivel subconsciente, como es el caso de los supermercados, en donde reproducen canciones relajantes que invitan a quedarse más tiempo comprando. O en las tiendas de ropa, donde usualmente se escucha música relacionada con las pasarelas de modelaje para sentirnos actualizados con la última moda. En las películas también es de suma importancia la música, sin ella la magia del cine definitivamente no sería la misma.

Algunas canciones ayudan al cuerpo porque nos relajan. A veces estamos tan estresados que oír música es bueno y, aunque esta no genera endorfinas, reduce los niveles de cortisol que se generan por el estrés. Para algunos de nosotros, cuando hacemos ejercicio, la música hace que nuestra actividad física sea más efectiva ya que aumenta la emoción o la adrenalina. Nos ayuda a llevar una vida sana y (algunas veces) emocionalmente estable. Muchos artistas crean sus canciones con la intención de conectar sentimientos con su público, por medio de su letra o ritmo. Hemos aprendido a conectar nuestras emociones con la música y, en algunos casos, nos da un sentido de satisfacción y que alguien nos comprende.

Para concluir, ¿cómo ayuda la música a la mente y al cuerpo? Ayuda a la mente a tener más desarrollo y capacidad. Ayuda al cuerpo para activarse, relajarse o tener un momento de gusto. La música es infinita, hay millones de ritmos y muchos géneros, pero lo que realmente la hace así es que es una forma de comunicación, expresión y un símbolo sempiterno del ser humano. La música nos puede dar felicidad, al igual que tristeza, nostalgia, hay que disfrutarla y sentirla con todos nuestros sentidos. Recuerda que, si no hay palabras para explicar algo, ¡explícalo con música!

Autora

Elena Monterroso

Me llamo Elena Monterroso. Constantemente estoy en la búsqueda de aprender cosas nuevas y siempre me ha gustado escribir. Hablo español, inglés, francés y estoy estudiando el idioma ruso. Disfruto tocar el piano y estoy aprendiendo a tocar violín. Me encanta pintar, el arte del cine y del espectáculo y, sobre todo, la ciencia y la química. Practico gimnasia artística desde los tres años, este deporte es una gran parte de mi vida, ya que siempre me ha gustado ese sentimiento de libertad cuando estoy en el aire realizando alguna acrobacia. Es por todo lo anterior que escribo acerca de la mente y el cuerpo, pues me parece muy interesante cómo ambos pueden hacer que una persona realice cosas tan diferentes.

Artículos de la autora